FOTOGRAFÍA / Aproximación – Siempre Inexacta

POR MARCELA MONCADA / moncada_desde_arriba
LAS PREGUNTAS

Es un hábito para mí estar todo el tiempo haciéndome preguntas (muy variadas), como ¿quién será la persona que cosió los zapatos con los que camino? Los trabajos que he realizado son la búsqueda o la aproximación a entender o contestar algunas de estas preguntas. La fotografía, con su particularidad de ampliar o extender –los detalles, los momentos– me parece el medio que, como lupa, asiste en la búsqueda de esas respuestas. ¿De qué están hechas las cosas?

LA BÚSQUEDA

Las investigaciones realizadas, por lo general, parten de la recolección de datos. Ésta es abordada desde la experiencia “táctil” del mundo, donde cada cosa se busca, se toca, se siente, se atesora y se guarda. Luego, cada objeto es fotografiado permitiendo su conservación y archivo. Gracias a la fotografía este material se puede diseccionar, analizar y clasificar, pero siempre carecerá de una variable, al producirse el traspaso de lo tridimensional a lo bidimensional. La respuesta entonces será siempre parcial, una compresión del referente. ¿De qué están hechas las imágenes fotográficas? moncada_recolectar

LA RE-CONSTRUCCIÓN

La cámara fotográfica necesita de un receptor fotosensible para registrar el referente, ya sea en película o los actuales sensores de las cámaras digitales. La película está compuesta de haluros de plata, el sensor capta la información en una retícula de píxeles. Para entender de qué están hechas las imágenes, he intentado encontrar en el material recolectado partículas fundamentales, fragmentándolo en pequeñas unidades de información. Estas unidades han sido reutilizadas para generar nuevas imágenes. La reflexión sobre los modelos de representación visual se encuentra latente en estas operaciones. ¿Cómo se configura una fotografía digital?

LOS NÚMEROS

Roman Gubern en su libro “Del Bisonte e la realidad Virtual”[1] señala que la imagen ha pasado por la reticulación, la algebraización a lo digital binario (0 y 1). En la fotografía digital la información es captada a través de los colores básicos de luz: rojo, verde y azul. La profundidad de color, definida por la cantidad de bits (información) que puede contener un píxel, determina la cantidad de valores tonales que puede tener una imagen digital. La mayoría de las fotografías digitales después de procesadas se guardan en 8 bits; esto quiere decir que por cada canal de información (el rojo, el verde y el azul) podemos desplegar 256 colores (28 = 256 colores). La totalidad de los colores obtenidos será entonces la multiplicación de cada canal 256 x 256 x 256 = 16.777.216 millones de colores. La paleta de color para desplegar imágenes en los antiguos monitores eran mucho más limitadas, alcanzando números tan reducidos como 256. ¿Cómo cruzar la información numérica con otras imágenes?

moncada_256 256 colores (2002) Impresión Lambda, 256 fotografías de 11×7 cm c/u

LA IMAGEN

En un comienzo estos números claves me motivaron a realizar una paleta de 256 colores, con fotos macro de objetos naturales ordenada por matiz y luminosidad. Una vez finalizada esta obra, pensé que podría dar el siguiente paso y, mediante estos colores, componer nuevas imágenes. Así surgió el trabajo Paleta fotográfica de Color, donde construí paletas cromáticas de tres zonas geográficas: norte, centro y sur de Chile y luego mediante ellas re-compuse una imagen de paisaje. Para esto utilicé una fotografía de un lugar específico y muchas imágenes macro del material recolectado dentro de esa imagen límite y referente. ¿Cómo recomponer una fotografía con múltiples imágenes? montaje_paleta_moncada
Paleta Fotográfica de Color-Zona Norte, Zona Centro, Zona Sur (2004-2005) Fotografía Digital, Impresión Lambda, 190×105 cm / Paleta 54×33 cm c/u

LO “INÚTIL” MANUAL

El primer paso para realizar  Paleta fotográfica de Color, fue realizado gracias a la ayuda de un programa de edición de imágenes; la fotografía reconstruida fue indexada, es decir, reducida a una cantidad específica de colores ordenados en una retícula. Para tratar de entender cómo recomponer la imagen(con fotografías macro), pensé que lo mejor sería traducir lo que estaba viendo en el monitor a números, como retrocediendo pasos, escrito a mano –acción probablemente inútil para lograr mi objetivo, pero que re-crea lo que es la imagen digital, compuesta por un código numérico–. Esto generó el siguiente borrador (foto1) que no fue exhibido como parte de la obra, pero que hoy considero interesante mostrar para ejemplificar la manera de pensar las imágenes y cómo, a pesar de que el resultado visual parece tan automatizado y frío, contiene en su proceso etapas manuales y experienciales relevantes.

moncada_boceto_zn1(foto1) Boceto para Zona Norte (2004) Lápiz scripto sobre hojas tamaño carta moncada_zonanorte
Detalle:Paleta Fotográfica de Color-Zona Norte(2004-2005) Fotografía Digital,Impresión Lambda, 190×105 cm

La reconstrucción final de esta obra fue realizada con la imagen indexada a 128 colores; estos fueron comparados con las fotografías del material recolectado hasta encontrar la que tuviera un color similar a esa información. Con esta paleta de 128 fotos rearmé la imagen referente. ¿Se puede hacer esto de manera completamente automática?

LO AUTOMÁTICO

Los hoy populares fotomosaicos tuvieron su origen en la investigación de Robert Silvers quien patentó su programa “Photomosaic” en 1997. Al correr del tiempo, aparecieron las aplicaciones free ware, generando así todo tipo de imágenes en el ámbito privado y en el mundo del arte. En los Googlegramas de Joan Fontcuberta poco importa cómo está construido el fotomosaico, lo relevante es el “de qué”. El criterio de búsqueda realizado en google, es el medio de dónde se obtienen las fotografías que conformarán la imagen final. Lo importante es la relación entre el criterio de búsqueda y la imagen resultante. Joan Fontcuberta utiliza en estos trabajos el programa “Mac OSaiX”, el cual descargué hace unos días. Busqué la foto referente del trabajo Paleta Fotografica de Color Zona Norte y en 5 minutos los 128 módulos que conformaban su paleta compusieron esta imagen. Para hacer esto en el año 2004 tardé horas de horas, pero eso poco importa, ya que entender qué es lo que está haciendo el computador en esos minutos es de extrema relevancia para encontrar respuesta a mis preguntas. Un día alguien me preguntó ¿y para qué?

LA SATISFACCIÓN

Generalmente las obras realizadas requirieron de una producción repetitiva. Clic. clic clic. Estos procesos en los trabajos son momentos donde uno es UNO con la imagen. No hay tiempo, no hay espacio o al menos son un tiempo y espacio diferido. En los resultados no siempre se hace patente todo el camino, pero hay una satisfacción egoísta y muy personal al observarlo y reconocer(se) en cada pieza. moncada_detalle_boceto3
Detalle:Boceto para Zona Norte (2004) Lápiz scripto sobre hojas tamaño carta

LA FOTOGRAFÍA

Para mí la fotografía no es “la foto”, la imagen única, sino un medio que permite diseccionar, resaltar y re-armar nuevas unidades a partir de fragmentos. La fotografía se presta para generar de manera rápida archivos, que se pueden clasificar e interconectar. Por esto me parece “el medio de búsqueda”, que como mencioné al comienzo de este texto, es una lupa que invita a perdernos en nuevas preguntas, aproximándonos a las respuestas, ya que como cualquier medio traduce y será una Aproximación “Siempre Inexacta”, reduciendo y comprimiendo la información.


[1]Gubern, Román. 2003. Del bisonte a la realidad virtual: la escena y el laberinto. Barcelona: Anagrama. 193p.
Volver a la Portada

Anuncios